La llegada del otoño traerá consigo el encendido de las calefacciones centrales. Antes de que comience la temporada de frío, es buen momento para examinar si la tarifa de suministro de gas es la más adecuada o si la comunidad de propietarios podría ahorrar al cambiar de compañía.

Consejos para elegir bien

Desde Remica Comercializadora recomendamos que, antes de cambiar de suministro de gas, los consumidores tengan en cuenta los siguientes consejos.

  1. Primer paso: analizar las necesidades energéticas de la instalación

Es importante conocer el consumo anual de gas que necesita la instalación ya que eso determinará que puedan acogerse a un grupo tarifario o a otro.

En aquellos casos en los que el consumo sea inferior a 50.000 kWh anuales y baja presión, se puede elegir el suministro con tarifas de gas de último recurso (TUR), que tienen la ventaja de estar fijadas por el Ministerio de Industria y la desventaja de que no se aplican descuentos, como sucede en muchas tarifas del mercado libre.

  1. Aclarar qué conceptos incluye la tarifa elegida

El consumidor debe exigir que se clarifique cuánto pagará y en concepto de qué. Además, la compañía comercializadora debe informarle de cómo y cuándo se realizará la revisión de tarifas. Si le ofrecen descuentos, debe conocerse el importe y duración de los mismos.

  1. Que quede claro el periodo de duración del contrato

Debe figurar hasta qué fecha estará vigente el contrato, así como los procedimientos, plazos para cancelarlo y las penalizaciones que puede conllevar.

  1. ¡Cuidado con las penalizaciones!

Cualquier persona, comunidad de propietarios y organización tiene derecho a contratar el suministro de gas con la comercializadora que estime más adecuada en función de sus necesidades e intereses.

Sin embargo, algunas veces, las cláusulas de las comercializadoras incluyen penalizaciones.

Por eso, al contratar la tarifa de gas con una nueva compañía comercializadora, el consumidor debe conocer con cuánto tiempo de antelación debe preavisar a su actual suministradora de gas y cuáles serán las penalizaciones que le aplicarán en caso de darse de baja antes de la finalización del contrato.

  1. ¿Está seguro de que no ha contratado servicios adicionales?

Algunas veces, además del suministro de gas, se contratan servicios adicionales como  por ejemplo las revisiones de la instalación. Habitualmente, cancelar el contrato de suministro de gas no anula automáticamente estos servicios, que deben darse de baja por el propio consumidor.

¿Podemos ayudarte?

En Remica Comercializadora contamos con una amplia experiencia asesorando a comunidades de propietarios que desean contratar un suministro energético adaptado a sus necesidades, sin sobrecostes.

Llámanos y uno de nuestros consultores analizará las necesidades específicas de la instalación, para ofreceros la tarifa que mejor se adapta a vuestras necesidades.

Teléfono 91 396 03 00 /email  ofertasenergia@remica.es