Remica Servicios Energéticos ofrece a sus clientes ahorros económicos y energéticos reales, disminuyendo el consumo de energía mediante la modernización y optimización de las instalaciones.

Nuestra compañía es una empresa de servicios energéticos (ESE) -también denominada Gestor Energético o ESCO (Energy Service Company)- y como tal nuestra misión social es ahorrar energía.

 

¿Cuál es la función de una empresa de servicios energéticos?

En el ordenamiento jurídico español, la definición de empresa de servicios energéticos está recogida en el Art. 19. Del Real Decreto-ley 6/2010, donde se describe la ESE como:

“Persona física o jurídica que proporciona servicios energéticos o de mejora de eficiencia energética en las instalaciones o locales de un usuario y afronta cierto grado de riesgo económico al hacerlo. Todo ello, siempre que el pago de los servicios prestados se base, ya sea en parte o totalmente, en la obtención de ahorros de energía por introducción de mejoras de la eficiencia energética y en el cumplimiento de los demás requisitos de rendimiento convenidos”.

 

 

¿Cómo es posible que existan empresas con la misión social de ahorrar energía?

Hasta hace pocos años, el mantenimiento era la única opción a la hora de gestionar las instalaciones consumidoras de energía de los edificios (iluminación, calefacción, climatización…).

Sin embargo, ahora también es posible optar por gestionar de manera energéticamente eficiente estas instalaciones, y que los usuarios de dichos edificios (ya se trate de empresas, viviendas, edificios públicos, etc.) disfruten de todo el confort y las prestaciones que necesitan sin que se produzca un derroche energético.

 

El ahorro energético tiene un doble beneficio:

  • Se traduce en ahorro económico ya que es posible ahorrar en la factura energética si se realiza un uso más eficiente de las instalaciones y equipos, y se utilizan tecnologías con un mayor rendimiento energético.
  • Se producen beneficios medioambientales. Al consumirse menos energía, disminuyen las emisiones de gases contaminantes a la atmósfera.

 

El cliente, además, tiene la garantía adicional de que las  ESEs condicionan el pago de los servicios prestados a la obtención real de ahorros de energía y pueden asumir total o parcialmente el riesgo técnico y económico del proyecto.

 

¡Remica Servicios Energéticos ha sido la primera empresa de servicios energéticos en España que garantiza a sus clientes los ahorros por contrato!

 

Diferencia entre mantenimiento y gestión energética de instalaciones

La empresa de mantenimiento de las instalaciones productoras de energía de un edificio es responsable de su seguridad y buen funcionamiento. Así, por ejemplo, es la encargada de que los usuarios del edificio no se queden sin climatización.

Sin embargo, no se ocupa de optimizar el rendimiento de las instalaciones térmicas; es decir, que no contempla si para dar ese servicio de climatización las instalaciones están consumiendo más energía de lo deberían.

La gestión energética supone un paso más con respecto al servicio de mantenimiento tradicional. Además de conseguir que las instalaciones térmicas funcionen adecuadamente, vela para que los usuarios obtengan las prestaciones que necesitan sin que eso suponga gastar más energía de la necesaria.

Estas son algunas ventajas de contratar una gestión energética:

 

  • Calidad y seguridad. Se realiza un mantenimiento de las instalaciones térmicas para garantizar la calidad de su funcionamiento, así como la seguridad de las mismas.
  • Eficiencia energética. Aumenta la eficiencia energética de las instalaciones térmicas, que ofrecen todas las prestaciones que necesitan las personas pero evitando que se produzca un derroche energético.
  • Ahorro. Con la gestión energética los propietarios de las instalaciones ahorran en su factura ya que dejan de pagar por la energía que se desperdicia.
  • Confort. Además, este ahorro no se traduce en una falta de confort sino todo lo contrario: las empresas de gestión energética adaptan el funcionamiento de las instalaciones térmicas a las necesidades reales de los usuarios, evitando que tengan un exceso o defecto de temperatura.

¿Quieres saber más sobre los beneficios de contratar una gestión energética? ¡Contacta con Remica! Teléfono 91 396 03 00 / email: remica@remica.es

 


Solicitar información